UN PACTO NACIONAL POR LA EDUCACIÓN: mas allá de la asignatura de religión

gronol7En estos días hemos vuelto a contemplar,por enésima vez, como cuando se acercan las elecciones el Partido Socialista , con su líder a la cabeza ( y digo lo de cabeza por decir algo) , vuelve a proponernos como tema central de su reforma educativa la asignatura de religión. Si no fuera por lo grave del asunto, el anuncio de Pedro Sánchez sería motivo de chanza. Si hay algo de lo que es gravemente responsable el bipartidismo en nuestro país es de haber sido incapaz de llegar a un pacto nacional por la educación. La bochornosa sucesión de reformas y contrarreformas ha lastrado de forma decisiva nuestro sistema educativo. Hemos dejado varias generaciones de nuestros jóvenes seriamente indefensos en un mundo que apuesta decididamente por una economía del conocimiento. Ni una sola de las universidades españolas está dentro de las 200 primeras del mundo. ¿Se imaginan que no tuviéramos un equipo de fútbol en la champions? Nuestros chicos continúan realizando un aprendizaje basado en la acumulación de conocimiento enciclopédico sin  desarrollar capacidades de resolución de problemas, nuestros conocimientos en matemáticas son muy inferiores a los de los países OCDE, la dirección de los centros no siempre recae en los más capacitados, la rendición de cuentas es prácticamente inexistente, la endogamia  en la universidad es crónica, la selección y formación del profesorado dista mucho de ser comparable con la de los países de más éxito y así podríamos seguir con un largo etcétera . Ante esta catastrófica situación la propuesta de Sánchez es hablar de la asignatura de religión. Este intento permanente de hacer el juego, corto y sucio, del enfrentamiento izquierda – derecha con un tema de tan vital importancia demuestra lo agotado de las políticas de la vieja izquierda y la vieja derecha.
En ciudadanos somos conscientes de la urgencia de afrontar este problema con rigor y seriedad. Llevamos meses elaborando un programa que dedica una parte esencial del mismo a lanzar una nueva propuesta de acuerdo nacional. Una propuesta realizada por docentes de prestigio en las mejores universidades del mundo que se han dedicado, durante meses, a analizar las evidencias de los sistemas de más éxito educativo. Nuestro programa recoge medidas de todo tipo destinadas a conducir nuestro sistema educativo por la senda de la excelencia y la igualdad. Porque este es el reto fundamental: conseguir que nuestro sistema educativo sea una herramienta de igualdad y libertad para nuestros hijos. Conseguir que el futuro de nuestros jóvenes no dependa más que de su esfuerzo y sus capacidades, no de sus circunstancias familiares. Conseguir que puedan enfrentarse a un mundo laboral que cada vez precisa más habilidades y capacidad de innovación.Para conseguir este objetivo necesitamos generalizar la educación infantil de 1a 3 años donde todos los expertos aseguran que se sientan las bases de las capacidades no cognitivas de los niños. Apoyaremos que nuestra educación obligatoria sea verdaderamente gratuita eliminando la obligación de las familias de costearse los libros de texto. Es urgente crear un nuevo sistema de formación y selección de profesorado para primaria y secundaria que , mediante una especie de MIR para el profesorado , permita elevar el nivel de nuestros docentes. Necesitamos una educación donde no prime sólo la adquisición memorística de conocimientos sino donde se desarrolle la capacidad analítica y de resolución de problemas. Una educación en la que no se desprecie el conocimiento y las experiencias artísti cas y culturales de calidad. Planteamos una apuesta decidida y no acomplejada por la formación profesional dual. La dirección de los centros será profesionalizada y rendirá cuentas de forma transparente de sus resultados.

Necesitamos acabar con urgencia con la egoísta y miope endogamia universitaria, para ello proponemos prohibir la contratación de profesores que no hayan salido al menos tres años de la universidad donde se doctoraron. Proponemos un nuevo sistema de evaluación donde se mida, de verdad, el impacto de la investigación y la docencia, no la realización de cursillos y actividades de gestión. Realizaremos una evaluación externa y objetiva de resultados que vaya acompañada de una financiación acorde con los resultados de cada departamento. Queremos una universidad centrada en su servicio a la sociedad, donde lo importante sean sus resultados docentes e investigadores y no una universidad centrada en sí misma.

P1018340

Todas estas propuestas y muchas más, así como su forma de aplicación están detalladas en nuestro programa . Un programa dedicado. no a enfrentar a unos con otros para asegurar réditos electorales, si no dedicado a afrontar, de manera decidida y para una generación, los retos de nuestro desconcertado sistema educativo.
No queremos solamente ganar unas elecciones, queremos ganar un futuro para nuestros hijos.

No nos busquen en el enfrentamiento: estamos trabajando.

Publicado en ” El Norte de Castilla”